5 de marzo de 2011

Ministerio de Agricultura presenta proyecto de ley con grave desconocimiento de los perjuicios de los tran



El ministro de agricultura, José Antonio Galilea presentó en el día de ayer, 3 de marzo, el proyecto de ley que busca liberar los cultivos transgénicos para su producción y consumo interno, desconociendo explícitamente todos los estudios científicos disponibles a nivel mundial, que muestran los claros daños a la salud, al medio ambiente y a la agricultura.

La grave falta de competencia del Ministerio de Agricultura para resolver en materias técnicas que requieren un manejo adecuado del estado del arte y de la literatura científica mundial, puede derivar en graves perjuicios para la economía, el empleo y la propia agricultura, de aprobarse el proyecto de ley que inicia su tramitación en el Senado.

A diferencia de lo señalado comúnmente, está claramente establecido que los cultivos transgénicos no aumentan la productividad, que existe pérdida nutricional de los productos derivados de ellos, que generan desempleo en el campo y gravísimos problemas de salud en las poblaciones rurales aledañas a dichos cultivos, entre muchos otros perjuicios.

Adicionalmente, un número creciente de investigaciones científicas muestran que los alimentos transgénicos poseen un nivel de toxicidad que no hace recomendable su consumo. La American Academy of Environmental Medicine (AAEM) aconseja a doctores y consumidores que eviten los alimentos modificados genéticamente por existir una relación causa-efecto entre su consumo y ciertas enfermedades. Entre otros efectos negativos comprobados, la AAEM señala los riesgos de infertilidad, desregulación inmune, envejecimiento acelerado, desregulación de genes asociados con síntesis de colesterol y regulación de insulina, cambios en el hígado, riñones, bazo y sistema gastrointestinal.

Basados en estos y otros antecedentes técnicos, consideramos que el envío del presente proyecto de ley constituye un acto irresponsable, cuyo costo social, económico y ambiental no ha sido dimensionando en su real magnitud por las autoridades de gobierno.

Iván Santandreu, biólogo
Cristián Sauvageot, empresario agrícola



Entrevistas, información médica y científica disponible a solicitud: Chile sin Transgénicos
Facebook: Chile sin Transgenicos
Twitter: @sintransgenicos

8 comentarios:

Anónimo dijo...

excelente reportaje... hay que crear conciencia y pedir que no voten a favor en el congreso!

omlazo dijo...

Tal como me apuro en reconocer que los vegetales modificados genéticamente pueden generar desequilibrios productivos en la actividad económica agrícola y pueden contaminar ecosistemas naturales o predios aledaños, sobre todo cuando se trata de variedades resistentes a pesticidas; sostener que son de suyo perjudiciales, causantes de enfermedades y menos nutritivos es fomentar ignorancia y engañar a sus lectores, por lo demás propensos a oponerse a iniciativas en este ámbito.

Para que la opinión pública pueda hacerse una idea realista de las virtudes y peligros de los vegetales transgénicos es necesario 1. leer el proyecto y apuntar sus falencias, 2. transmitir información ponderada.

Por ejemplo, a mí me escandaliza la transgenia al estilo Monsanto, pero me alegra la innovación de producir transgénicos cuyo consumo sea una forma de vacunación contra la hepatitis C (proyecto en curso en la PUC, lab del Dr. Arce). Es decir, ¿de qué estamos hablando?

saludos,

Oscar,
Biólogo.

Anónimo dijo...

Oscar,

Estamos hablando de las declaraciones del Sr Ministro de Agricultura y de su falta de competencia y en definitiva de su irresponsabilidad.

Nadie esta en contra de los avances biotecnológicos serios, pero todos tenemos que estar en contra de la ciencia chatarra, la ciencia comercial sin ética.

Christina Arancibia Evans dijo...

Desde que el hombre tiene manejo de la agricultura que las especies vegetales vienen modificándose genéticamente para conseguir características deseadas en las plantas. Un claro ejemplo de esto es el caso del trigo.

La diferencia entre eso y lo que se hace hoy es el factor tiempo. Antes por ensayo y error se obtenía lo deseado, através de generaciones de plantas, hoy puede tomar menos tiempo. Quizás esta rapidez no nos permite aclimatarnos correctamente a la idea, lo cierto es que a nadie le va a salir un tercer brazo por consumir ADN, que de todas maneras, ya se encuentra presente en frutas y vegetales. Recordemos que todo ser vivo posee su código respectivo, y está compuesto por las mismas 4 bases, en todos lados.

Los estudios mencionados los miraría con recelo. Si bien se tiende a desconfiar sobre las motivaciones de las empresas, en lo que toca a la investigación científica, cada estudio debe mirarse y leerse para verificar sus conclusiones: la metodología de investigación, diseño experimental, resultados obtenidos, supuestos realizados durante el estudio. Al fin y al cabo, son bordes en la ciencia que requieren siemrpe más de un estudio para empezar a delimitarse satisfactoriamente.

Anónimo dijo...

Lo curioso es que haya que demostrar que los cultivos GM sean perjudiciales y no como debe ser, que la empresas y los gobiernos nos aseguren la inocuidad de estos "alimentos".

El mundo al revés.

Los esforzados ciudadanos tienen que pagar impuestos y recolectar la poca información científica que no es bloqueada por las multinacionales, mientras ellos ganan dinero en base a productos que no cumplen con lo prometido y los gobiernos no hacen nada.

Anónimo dijo...

Bueno: lo que a mi me llama la atención, es que en las aduanas chilenas son muy estrictos con el ingreso de alimentos, semillas, vegetales y muchas otras cosas, y todo con el fin de mantener nuestro hermoso y fructífero país libre de pestes que en el mundo causan estragos.
Hace un año, sin querer pasé unas nueces en mi mochila hacia Argentina, cuando regresé a Chile, la bolsa seguía en mi bolso, pero fue requisada para evitar contaminación.
Entonces no entiendo como quieren cultivar trangénicos, si estos contaminan los cultivos aledaños, hacen daño a la salud, bajan la producción de los agricultores, entre otros muchos daños.
La verdad es que no entiendo a los nuevos ministros. El de agricultura quiere arruinar nuestro suelo con trasgénicos, la ministra de medio ambiente dice que no importa el ambiente, sino que las empresas cumplan.
Luego será que el de salud diga que no importa que se mueran en los pasillos de los hospitales, mientras las clínicas tengan nueva tecnología y así suma y sigue.
¿Quien entiende este nuevo gobierno??

Sergio Mendoza Corominas dijo...

Pls indicar las referencias a las que se hace alusión con evidencia científica del perjuicio en la salud. ¿Si los transgénicos son tan perjudiciales por qué se están consumiendo en Europa y USA, y hay más de 30MM de hectáreas de cereales plantadas?

Ver por ejemplo The National Academies Pres: (http://shrvl.com/vzw6T)
Extracto:
"To date, over 30 million hectares of transgenic crops have been grown and no human health problems associated specifically with the ingestion of transgenic crops or their products have been identified..."

Anónimo dijo...

Oye!!
Hay mega reportajes de los daños de los transgénicos.
Además que puedes esperar de vegetales que le meten genes de peces, genes de especies venenosas para que se hagan resistente y otras cosas.
Imagina que alguien que no sepa lo que está comiendo y sea alérgico a esas cosas, que reacción puede sufrir.
Además por ahí dicen que desde que el hombre es hombre se hacen transgénicos.
El hibridismo se hace con plantas de la misma especie, pero distinta variedad, es como cuando un humano chino tiene descendencia con uno africano.
El alterar genéticamente una especia, significa crear otra nueva, que codifica distintas proteínas, que pueden llegar a ser perjudiciales para quienes las consumen, o en le caso de las plantas, pueden producir polen que altera a las especies originales, cambiando con mayor rapidez el entorno, cosa que el tiempo ("la evolución"), se tardaría millones de años en hacer.
No se dan cuenta que cada vez que intervenimos la naturaleza, pueblos enteros quedan en la pobreza, quedan sin identidad, sin recursos, como entes que vagan por el mundo sin una finalidad.
Los ricos se hacen más ricos y el resto se empobrece más y más.
Que desaparecen especies por la intervención humana.
Es decir, ¿En que estamos pensando?
Los pseudos científicos, los ricos y los políticos, dicen que quieren mejorarlo todo, pero ¿a costa de Que?
¿Mejorarlo para que?
Piensen en eso y luego opinen.
Analicen la historia y luego juzguen.
Vean el actuar de quienes gobiernan y luego emitan opinión.
Pero sobre todo, primero infórmense.
Profesora de Biología de la PUCV

Publicar un comentario